Uno dos tres. Probando -oh oh-

Con una música de fondo, pienso que me gustaría entenderme para poder exponerme frente a todos y decirles que aroma tiene el viento.

Pero no se, no -se – no estoy lista ni para entender mi propio idioma, y es que a veces me caigo porque no camino siempre en línea recta. Tiemblo y no por que haga frío.

Me congelo, porque pienso demasiado y al mismo tiempo no se nada. Estoy abrumada de tantos signos sin definición.

Después te duele algo y no tienes idea por qué.

Y ahí vas, metiendo todo lo que no entiendes en una caja en el fondo de la casa del vecino, cosa que no moleste. Pero todo lo que se acumula explota, porque el espacio es uno solo y la saturación genera eso. Explosión. Expansión.

A veces quisiera entenderme. Solo para que me entiendas.

Feliz Jueves. Creo. Igual ahora me lo cuestiono.

Hola y Chau.

Tortuga Rosada.